Economía

Pablo Iglesias desafía al Gobierno con una enmienda a traición

Suma a ERC y Bildu para cambiar los Presupuestos y prohibir los desahucios, en una medida desconocida por sus socios en Moncloa.

Iglesias desafía al Gobierno con una enmienda a traición
Iglesias desafía al Gobierno con una enmienda a traición

La desconfianza está ya instalada en el seno del Gobierno. Las últimas actuaciones de Unidas Podemos han acrecentando una brecha siempre presente, pero que ahora se abre con claridad bajo el suelo del Consejo de Ministros. La maniobra de los morados, a espaldas del sector socialista del Gobierno, aliándose con ERC y EH Bildu para exigir al Ejecutivo -del que forman parte- la prohibición de todos los desahucios, ha supuesto un terremoto de intensidad en la coalición.

Los lideres de Bildu y Unidas Podemos. Foto: EFE

Pablo Iglesias busca imponer al PSOE la alianza con nacionalistas vascos y catalanes para los Presupuestos y la gobernabilidad, y así cortocircuitar al sector moderado del Gobierno que sigue mirando a Ciudadanos. Pero entre los ministros socialistas crece el malestar con las traiciones de Unidas Podemos.

No es la primera vez que Unidas Podemos presiona de manera pública al Gobierno, casi en el tiempo de descuento, para colocar sus medidas. Ocurre que en el sector socialista del Gobierno las gotas van colmando el vaso. La enmienda a los Presupuestos, firmada por Unidas Podemos, ERC y Bildu, que pide al PSOE prohibir todos los desahucios -no sólo los motivados por la pandemia- y los cortes de suministros básicos hasta final de 2022 es un nuevo capítulo, consideran en el Gobierno, en el que Iglesias busca colgarse una medalla política.

Hace unos días, desde la vicepresidencia social se hizo pública la pretensión de que el Consejo de Ministros aprobara estas medidas. Actualmente, los desahucios por vulnerabilidad ligada a la Covid-19 están prohibidos hasta el 31 de enero, pero la prohibición de suministros básicos no está en vigor.

MEDIDA A CONTRAPIÉ


Este martes, Jaume Asens, presidente de Unidas Podemos, apareció por sorpresa en la sala de prensa del Congreso, junto a miembros de ERC y EH Bildu para liderar esta enmienda a los Presupuestos, a los Presupuestos de su partido. En la foto no estaba el PSOE, pero, según dijeron, esperan sumarlo. Y quien pretenden que no esté es Ciudadanos. De ahí la medida, de ahí la presión, de ahí el procedimiento.

El anuncio coincidió con la rueda de prensa del Consejo de Ministros, que protagonizaban María Jesús Montero, portavoz y ministra de Hacienda, y Nadia Calviño, vicepresidenta de Asuntos Económicos. Dos ministras con las que Podemos choca con frecuencia. A ambas les pilló con el pie cambiado. "Sin conocerla no lo puedo comentar", salió al paso Montero. No es la primera vez. Ya ocurrió con el órdago de Iglesias a sus propios Presupuestos si no se abordaba la regulación del alquiler, con las cuentas salidas ya de la imprenta y en las mesas de Moncloa.

Los portavoces de En Comú Podem, EH Bildu y ERC, en el Congreso.. Foto: 20 minutos

CORTOCIRCUITAR LA VÍA DE CS

En el sector socialista del Gobierno no censuran la medida, que consideran podría estudiarse para implementar determinados cauces, sino las formas y el afán protagonista de Iglesias y Podemos. Las fuentes consultadas son tajantes: "No es el camino". Exponen que el asunto, pese a lo expuesto desde el entorno del vicepresidente, no se ha llegado a tratar en el Consejo de Ministros. Asimismo, mezclan desconcierto y malestar porque recuerdan que Iglesias ha sido uno de los miembros del Ejecutivo que más ha ensalzado la vertiente social y expansiva de las Cuentas Públicas.

La alianza de Unidas Podemos con EH Bildu y ERC no sólo busca hacer un frente común contra el PSOE en materia de desahucios, sino que tiene como trasfondo la hoja de ruta de Iglesias de establecer un mecanismo de colaboración y trabajo continuo con estas fuerzas, de manera que las asiente como socios estables del Gobierno. Y, por las vía de los hechos, intentar arrastrar al PSOE.

Desde que Arnaldo Otegi anunciara su disposición a apoyar los Presupuestos y convertirse, por tanto, en socio del Ejecutivo, Iglesias pretende que éste sea el impulso para cerrar con candado el paso a Ciudadanos. Reforzar los canales de comunicación y trabajo con los nacionalistas, aunque sea a costa de las costuras de la coalición. Hay ministros socialistas que apuestan por una vía más moderada, que integre a Ciudadanos en esa foto de las Cuentas Públicas. De ahí que los pasos de Unidas Podemos busquen, de manera implícita, poner en el foco a ministras como Calviño o Montero, que se han posicionado en contra de peticiones lanzadas desde el sector morado.

Las visiones son distintas en función del cristal del Ejecutivo con el que se mire. Desde Unidas Podemos apuntan a la necesidad de asentar medidas sociales para los más vulnerables y que el PSOE no se deje arrastrar por presiones económicas y empresariales. Desde el sector socialista no aprueban ni las maneras ni las formas de los morados y recuerdan que fue este Gobierno el que aprobó el llamado "escudo social" y que precisamente este martes lanzó un paquete de medidas de apoyo a las empresas, uno de los sectores más castigados.

Marianyfel Salazar

Periodista and Social Media Management, con conocimientos en Comunicación Corporativa y Organizacional; medios de comunicación impresos, audiovisuales y radiofónicos; y posicionamiento de marcas+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias